Lo que encontré bajo el sofá

 Lo que encontré debajo del sofá Eloy Moreno lakriticona

 

“Pensé en todas esas parejas que habían pasado de compañeros de vida a compañeros de piso. Parejas cuya principal razón para estar juntos es que no hay una razón más fuerte para no estarlo”

  

El bolígrafo de gel verde fue un fenómeno literario que a mí me gustó. Me gusta cómo escribe Eloy Moreno. Me cae bien, siento que le pone el alma a cada palabra que imprime. Por eso tenía ganas de leer Lo que escondí bajo el sofá, para descubrir qué camino seguía, si la senda de los autores de los que me gusta cada cosa que escriben o la de aquellos que sólo tienen una novela. Y el libro tiene pasajes brillantes, el juego de ventanas y de las vidas que palpitan detrás de cada luz amarilla me ha parecido fascinante, y esa definición exacta de las rutinas que pudren las parejas, la necesidad de vías de escape y los toboganes de emociones, pero la historia que vertebra la trama, el juego de corazones y amores del siglo pasado, me ha parecido pueril, fácil, ya leía.

Y me da mucha pena porque he podido seguir tocando el alma de Eloy Moreno en cada palabra. He llenado el libro de subrayados y gestos afirmativos. Pero no me creo su historia principal, ni esa crisis que estoy harta de escuchar en los Informativos cada mediodía, ni a ese Policía a medio camino entre Robin Hood y el Santos Trinidad de José Coronado en No habrá paz para los malvados.

Es eso, que la historia no te aporta nada nuevo. Estas harta de verla cada día, a mediodía, por la noche, según te levantas. La crisis y sus consecuencias. La crisis y sus malhechores. La crisis y los que deberían pagarla. Pero le falta la profundida, el dolor, de la novela de Rafael Chirbes, En la orilla. Porque cuando Chirbes escribe sobre la crisis lo hace con un sentimiento que te hiere. Lo que dice Eloy Moreno estas harto de leerlo en los periódicos. Es un discurso manido, que suena a redicho, que no aporta nada nuevo.

Porque Lo que escondí bajo el sofá bien podría llamarse Los muertos que escondo en el armario o Lo que hay bajo la alfombra (polvo y secretos), porque el libro va precisamente de eso, de los secretos, de lo que no se cuenta. Pero creo que el autor ha intentado abarcar demasiado. Todo problemas. El acoso escolar. La corrupción política. La infelidad como la solución común de las crisis de todas las parejas. La crisis global, a secas.

Demasiadas penas.

Y no terminas de creértelas.

Todos los males del mundo, de nuestro mundo actual, en esas páginas.

No, no puede ser. Y hay otra cosa con la que no puedo: la repetición constante de la palabra sofá, en cada página. Ya sé que los sofás lo vertebran todo en esta novela. Están en el título. Es lo primero de ella que he leído. Pero no hace falta repetirla constantemente. Sofá por allí, sofá por acá. Vamos al sofá, terminamos en el sofá. Así todo el tiempo, así siempre. A veces decimos mucho más en lo que callamos que en lo que repetimos hasta la saciedad. Y eso pasa aquí con el sofá (como antaño con las ardillitas de la Pancol). Porque como lector sabes que si la novela se titulara Lo que escondí bajo la cama no habría ningún sofá, todo serían camas. Por eso, aquí, cada vez que leo la palabra sofá no me la creo. Es una palabra vacía, el lugar común de esa novela.

Y, sin embargo, recomendaría su lectura para una tarde lluviosa o para un viaje a Toledo (hace una guía de la ciudad llena de recovecos y magia, que te dan ganas de irte corriendo a la ciudad y desandar los pasos de cada uno de sus personajes). Me gusta mucho cómo Eloy Moreno describe el hielo que se instala en las parejas, ese que revienta el corazón mismo de la pasión y llena las paredes de esquirlas de hiel.

Lo que hacemos cuando nadie nos ve.

Lo que querríamos hacer.

Ese juego de ventanas en las que, en cada una, pasa una cosa, unos problemas, una vida. Imágenes rápidas, como de videoclip, que permanecen, que hacen que, aunque sólo sea por eso, merezca la pena esta novela.

Te gustará si: Si buscas una historia bonita para una tarde de lluvia.

No te gustará si: Estás harto de ver penas en el Telediario. En ese sentido no aporta nada nuevo.

Añadir a favoritos el permalink.

9 Comments

  1. Hola!
    Lo primero de todo, darte las gracias por haber reseñado mi nueva novela.
    Me alegro de que hayas subrayado algunas partes pues eso significa que en ese momentos he sido capaz de transmitirte sentimientos a través de las palabras.
    Lamento que otras partes te hayan parecido ya muy manidas.
    Te escribo porque hay algo que he echado en falta en tu reseña, algo que para mí es lo principal del libro. Esta novela no habla sólo de la corrupción de telediarios, esta novela habla de la corrupción de todos nosotros: del que se queja de los políticos y tiene en su bar a gente sin contrato, de los que van al taller y no pagan factura, de los que llaman ladrones a los políticos y se bajan de internet los libro sin pagar nada… La novela está plagada de esos casos y sin embargo en la reseña no pone absolutamente nada. Me ha parecido curioso.

    Gracias de nuevo y un abrazo!
    Eloy.

    • Eloy! Tienes toda la razón. Olvidé destacar eso. Es verdad! Está llena de doble rasero, del que critica pero en cuanto te das la vuelta hace lo mismo, a pequeña escala. Me gusta muchísimo como escribes, aunque el tema de esta novela no haya conseguido llenarme del todo. Eso sí, me encantó, me encantó (y lo pongo) la descripción que haces de todos los fantasmas que asedian y pudren las parejas, como se esfuma la pasión y se desatan las mentiras. Eso, top. Y lo del juevo de las ventanas. Cuántas vidas tan diferentes exhalan cada una, en un mismo bloque. Espero impaciente ya tu tercera novela. La gente que escribe como tú, poniéndole el corazón a cada cosa, merece llenar las estanterías de todo el mundo, insisto, te guste más o menos lo que cuentes, lo que importa es el corazón, y a ti, de eso, te sobra. Se palpa en tus letras, en tu manera de contar la vida, en tus novelas. Un fuerte abrazo y gracias por la corrección!

  2. Felicidades por tu blog, escribes muy muy bien

    y seguiremos tus recomendaciones literarias y consejos sobre dejar de ver las penas del telediario :) jeje

  3. Esto es realmente bueno, eres un blogger muy profesional. Me he unido a tu RSS y espero encontrar más cosas en este gran blog. Además, !he compartido tu sitio en mis redes sociales!

    Saludos

    [url=http://www.duermex.redflex.es/site/colchones-viscolasticos-flex.html]colchon viscolastico flex[/url]

  4. Este sitio web es realmente un paseo a través de toda la información que quería sobre este este tema tan aditivo y no sabía a quién preguntar .
    [url=http://www.duermex.redflex.es/site/oferta-colchones-flex.html]comprar colchones flex[/url]

  5. Impresionante novela y impresionante cronica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>