Presentimientos

Presentimientos Clara Sánchez by lakriticona.com

  

“Tito parecía percibir de algún modo que se acercaban al desastre, a aquello que no se arregla por el mero hecho de que uno desee con toda su fuerza que se arregle”

 

Si quieres comprar este libro puedes hacerlo en este enlace de La Casa del Libro

Ha ocurrido. Sí. Pensaba que jamás leería algo peor que Las ardillas de Central Park están tristes los lunes. Pero hay un libro aún más pesado e insoportable. Presentimientos, de Clara Sánchez. No he sido capaz de terminarlo. Y lo intenté. Juro que lo hice. Hasta cuatro veces. Y leí hasta 200 páginas. Pero no soy capaz de continuar. Lo dejo. Abandono. Y me fastidia porque me gusta Clara Sánchez. Me parece una gran contadora de historias. Pero me siento incapaz de seguir leyendo este libro. Está en juego mi amor por los libros. Y eso es algo sagrado. Es una lectura horrible, horrosoa.

Hacía mucho, mucho tiempo que no dejaba una novela a medias. Hasta Presentimientos. Siempre tiro y tiro. Pero aquí no puedo más. Esta es (para mí) una novela imposible. Sin pies ni cabeza. El argumento es un absurdo continuo que, ni te engancha, ni emociona. Un sueño que se hace larguísimo. Una historia que no te dice nada salvo una cosa: no merece la pena seguir leyendo.

“Seguramente la necesidad de dormir lleva y trae a la humanidad por mundos en los que también se sigue viviendo, aunque al despertar mucho de lo soñado se olvida porque quizá no podríamos soportar vivir tantas vidas al mismo tiempo”

El argumento, farragoso y largo, no tiene ningún interés. No te crees nada, vamos. Resulta que aquí tenemos a un matrimonio que se va de vacaciones a la costa y al llegar al apartamente, de noche, se dan cuenta de que se han olvidado la leche del niño en Madrid. No hay problema. Ella coge el coche y se va a la farmacia 24 horas abierta más cercana. Pero tiene un accidente y la novela se escinde en dos: por un lado la ves a ella deambular de un lado a otro, perdida, porque no es capaz de encontrar el apartamento donde dejó a su marido y a su hijo y, por otro, la historia del marido que se pasa las horas en el hospital, donde ella yace en coma por un golpe que se dio en el accidente.

Leí 200 páginas. O un poco más. Pero no fui capaz de seguir. La parte del marido aburre, se hace larguísima y no te dice nada. Y la de ella… ¡Buf! No hay por donde cogerla. O al menos a mí me pareció eso. Una tomadura de pelo. Una pérdida de tiempo. Total y absoluta. Vamos a ver: ¿te pierdes? Pues vas a la Policía y asunto arreglado. Dices: “Me pasa esto”, y tal. pero no. Ella va al banco a montar el show, a un supermercado a robar, a diecisiete apartamentos que son iguales y se llaman igual que aquel en el que perdió a su marido y a su hijo… De verdad, ¿quién se cree esto? Qué hartura. Imposible. No sé si me estoy perdiendo una gran novela o no, lo que está claro es que jamás voy a descubrirlo. Qué aburrimiento de libro. Qué sinsentido. Qué disparate.

 

Te gustará: No lo sé. Si a ti sí, cuéntamelo. Yo no fui capaz de descubrirlo por ningún sitio.

No te gustará: Lento, largo y farragoso… Lo peor no es lo larguísimo que se hace, sino que no te crees absolutamente nada de lo que lees.

   

Otros libros de Clara Sánchez en lakriticona.com:

El cielo ha vuelto

Añadir a favoritos el permalink.

2 Comments

  1. Pues imagínate la película…

  2. Pero no se hizo una peli así hace años? del mismo estilo.. con Gwyneth Paltrow, que tenía dos vidas separadas a la vez que hubiera pasado si..? en una en el hospital y otra super happy y divina..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>