La habitación

La habitación lakriticona

  

“A mamá nada le da miedo. Bueno, a lo mejor el viejo Nick sí”

 

Esas catorce palabras resumen todo el espíritu de La habitación, un libro difícil de definir. Porque la novela de Emma Donoghue es muchas cosas a la vez. Tierna y desconcertante. Original y turbadora. Emocionante y espeluznante. Incalificable. Porque La habitación cuenta una historia terrible, como esas que hemos visto en las noticias hace no tanto. El monstruo de Amstetten. El de Cleveland. Hombres que secuestran y violan sistemáticamente a mujeres que guardan bajo llave en algún cuarto oscuro de sus casas. Mujeres que se convierten en madres, que tienen hijos que crecen en un mundo delimitado por paredes de corcho que ahogan los gritos (y el dolor). De eso va La habitación. Eso es. La historia de una madre y su hijo encerrados en un cobertizo del jardín. Sus días. Ella lleva siete años allí. Él cumple cinco y su vocecilla atiplada e inocente es la que nos cuenta esta historia. Quizá sería imposible hacerlo de otra manera. Más…