El amor de mi vida

El amor de mi vida Rosa Montero lakriticona

  
“Dejar de leer es la muerte instantánea. Sería como vivir en un mundo sin oxígeno”

 
Rosa Montero es una de mis escritoras favoritas. Lo he dicho alguna vez ya. Espero sus novedades como agua en el desierto. La leo en prensa y en revista. Me bebo sus novelas. Cuando vi el título de ésta, pensé que era esa de la que mi amiga Alicia me habla siempre y yo aún no he leído y tampoco he encontrado. Esa que habla de grandes pasiones y amores de la historia universal. El amor de mi vida, leí. “Ya está. Aquí, al fin“, pensé. Pero me equivoqué. Porque ese amor de su vida del que habla es también el mío. Ese amor para siempre, que no se gasta, ese que siente, que sentimos tú, yo, ella y él, por la lectura. Rosa Montero recomienda, analiza y recuerda esos títulos que convirtieron ese amor en el de su vida y que termina convirtiéndose en un viaje interesante por la biblioteca de una de tus escritoras favoritas. Más…

Los mejores libros de 2013

Los mejores libros de 2013 lakriticona blog

   

Hemos pasado ya el ecuador de 2013. Por eso me atrevo a hacer una lista con los mejores libros que me he leído en lo que llevamos de año. Una lista que fluctuará a medida que nuevas historias lleguen a mis manos y sean capaces de impresionarme como antes han hecho los libros que encabezan esta lista y que entrarán seguro en ese lugar en el que guardo todo lo que jamás olvidaré… De momento, a 21 de julio, son doce mis mejores libros de 2013… Más…

Nada

Nada Carmen Laforet lakriticona

 
“Si aquella noche -pensaba yo- se hubiera acabado el mundo o se hubiera muerto uno de ellos, su historia hubiera quedado completamente cerrada y bella como un círculo’. Así suele suceder en las novelas, en las películas; pero en la vida… Me estaba dando cuenta yo, por primera vez, de que todo sigue, se hace gris, se arruina viviendo. De que no hay final en nuestra historia hasta que llega la muerte y el cuerpo se deshace…”

    

Nada ha sido un puñetazo en el estómago. Un libro que has estudiado, del que estás harto de oír hablar. Y, sin embargo, ahora me pregunto por qué he estado tantos años sin leerlo. Podía haberlo hecho hace quince, cuando en el colegio nos contaban que Carmen Laforet había ganado la primera edición del Premio Nadal (1944) con 23 años y esta novela llena de nada, triste y gris, que retrata la España después de la guerra, sus secuelas, y te impregna el alma de un desasosiego que no se va cuando la acabas. Creo que Andrea ya es un personaje que nunca me abandonará del todo. Melancólico y lánguido, como el poso de una guerra, como una mancha cuyo cerco nunca se diluye. Más…