Libros de verano

Libros de verano lakriticona blog  

Mañana me voy de vacaciones y espero no tener que sentarme delante de un ordenador hasta el 19 de agosto, por lo que no actualizaré el blog en este tiempo. Llevo varios días pensando en un post especial, lleno de esos libros que en verano nos entran mejor (lo contaba Babelia en este maravilloso reportaje). En mi maleta, por primera vez en mi vida, no hay libros, pero sí lectura. Abrazo el eBook, a ver qué tal combina con la playa. Estoy terminando Memento Mori, de César Pérez Gellida, un libro interesante, con buena letra y mejor música, ideal para estos días. Después de redescubrir a Machado, el cuerpo me pide Miguel Hernández. Me llevo toda su poesía. Esta mañana me compré La venganza se viste de Prada, uno de esos libros banales pero entretenidos ideales para el verano (El diablo se viste de Prada me entretuvo mucho en su día) y también tengo ganas de Benjamin Black, de James Salter y de Lumbanico. Me esperan, además, otros 360 libros en mi eBook… Os los contaré todos a la vuelta. Y, para vosotros, ¿cuál es el libro que no puede faltar en una maleta de verano? Mientras, aquí os dejo mis recomendaciones. Oye, a ver si alguno se hace hueco en la vuestra. ¡Feliz verano!

Más…

Te llevaré conmigo

Te llevare conmigo.jpg 

“En la vida las cosas siempre pasan. Incluso las más difíciles, las que parecen imposibles de superar, se superan, y en un momento se quedan atrás y hay que seguir adelante. Siempre te están esperando cosas nuevas”

 

¡Qué descubrimiento Niccolo Ammaniti! ¡Cómo me ha gustado Te llevare conmigo! Hacía mucho tiempo que no disfrutaba tanto una lectura. Que no me dejaba arrastrar por las letras, así, sin más. Hacia tiempo también que no leía un libro de papel, que no sentía su peso en las manos… Un eBook es cómodo, fácil, pero jamás tendrá la magia de los libros. Comencé Te llevaré conmigo porque no quiero llevarme el libro electrónico a la piscina. Eso fue hace 32 horas. 469 páginas después lo cerré extasiada. Son las 03:00 de la madrugada y me voy a dormir entre la sonrisa y la lágrima, desarbolada por estos personajes derrotados que luchan con todas sus fuerzas contra su sino, con estos soñadores que se dan de bruces contra la vida y te producen lástima, por esta historia a mitad de camino entre la comedia y la tragedia, intensa, hilarante y cruda. A Ammaniti la escritura le sale a borbotones de los dedos, como un río. Y te arrastra. Irremediablemente.

Más…